www.ajuntamentbenissano.es

Patrimonio histórico

Castillo de Benissanó

Para entender bien la estructura del Castillo de Benisanó, lo podemos dividir en dos partes: las murallas que rodeaban la población y el castillo propiamente dicho, a pesar que ambos elementos formaban un entorno único. Hoy en día se conserva el castillo, tres de las puertas que se abrían en las propias murallas como patrimonio municipal y dos torreones en carácter privativo que se abrían en las murallas.

Las murallas formaban un recinto rectangular unido por dos de sus extremos al castillo y daban protección a la población. No obstante, parece ser que las murallas son muy anteriores a la construcción del castillo, pues estas serían de los siglos XIII-XIV y el castillo del siglo XV. Está probado que el castillo se edificó sobre la antigua alquería musulmana de la cual sería parte integrante el recinto amurallado. La muralla estaba reforzada con cubos almenados en sus vértices.

Antiguamente tres lienzos de murallas rodeaban la población, en cada uno de ellos habían torres colocadas a la misma distancia y un portal, llamados de Bétera, Llíria yValencia que aún mantienen su estado original, no así las murallas que han desaparecido.

Se puede considerar al castillo como un castillo-palacio, donde se conjugan la fortaleza y la residencia señorial. En su aspecto primitivo, el castillo contaba con un puente levadizo y foso; el remate de la torre central estaba constituido por teja árabe, a cuatro aguas y en forma de chapitel, estos elementos fueron eliminados en reformas posteriores, dándole forma almenada. La altura aproximada de la torre es de 30 metros.

La estructura general del castillo se desarrolla en torno a la torre central, a su alrededor un piso en planta baja destinado al servicio. El primer piso reservado para los dueños del castillo y como planta noble. La segunda planta se articula en un conjunto de habitaciones dedicados a almacenes o a usos varios en función de los tiempos. Al exterior la planta noble abre vanos en forma de ventanas geminadas de estilo gótico, mientras que la segunda planta abre en su parte alta una galería de vanos cerrados con arcos rebajados. La torre dispone de cuatro plantas interiores y finaliza en una terraza en la actualidad almenada. El castillo también dispone de un espacio subterráneo que se considera son de origen musulmán.

El castillo está protegido por dos anillos amurallados. El exterior que enlazaba con las murallas de la población es de altura inferior que el anillo interno. De gran solidez se encuentra almenado y dispone de saeteras para su defensa. En sus vértices habían sendas torres defensivas, algunas de ellas en la actualidad se mantienen en buen estado y en otras solo adivinamos su presencia. El segundo recinto o anillo es de altura algo superior que el primero y solo dispone de una torre defensiva conocida como Torre de la Poterna. En este anillo se encuentra el paso de ronda del castillo. Entre ambos anillos de murallas un foso hoy vacío pero que en su momento llevaba agua procedente del manantial de San Vicente de Liria.

Visita Nuestras Redes Sociales

instagramvimeo logo